Escasez de agua en CDMX: ¿Cómo prevenirse ante los cortes?

La Ciudad de México se encuentra en una cuenca que en la antigüedad era irrigada por una gran cantidad de ríos. Es por ello que mucha del agua que se consume se extrae del manto freático. El llamado Sistema Cutzamala es la estructura más grande del mundo que extrae, almacena, potabiliza, conduce y distribuye agua. Otro sistema que abastece a la ciudad, es el Lerma. Pero aun con estas opciones, la Zona Metropolitana de la Ciudad de México que incluye los límites geográficos de la Ciudad de México y los municipios conurbados del Estado de México, tienen tal requerimiento hídrico, que es insuficiente. Según un artículo de El Universal, la CDMX recibe 24% menos agua que en 2019.

¿Por qué hay escasez de agua en CDMX?

Las causas de la escasez de agua son variadas, sin embargo, el crecimiento de la población es una de las principales. En la capital del país, los cerca de 20 millones de habitantes que la integran, así como la industria que en ella se desarrolla y, en menor grado, la agricultura, consumen una enorme cantidad de recursos hídricos. Eso, aunado a la situación geográfica de la Ciudad de México rodeada de una cadena montañosa a más de 2 mil metros de altura, forman parte de los motivos por los cuales el agua es escasa en esta zona.

¿Por qué se hacen cortes de agua?

Para los habitantes de la Ciudad de México no es inusual el que las autoridades informen de diversos cortes al suministro de agua durante diferentes épocas del año. Estos cortes se hacen, generalmente, para dar mantenimiento al sistema de abastecimiento de agua pues controlar la enorme cantidad de litros de agua que se distribuyen en la Ciudad de México es algo complejo. Los cortes suelen ser notificados con antelación para que la población pueda preverlos.

Pero, ¿cómo prevenirse ante los cortes? La mejor manera es la de verificar que los tanques de almacenamiento de agua en casa estén llenos y el de racionar el uso de agua durante los días de los cortes que no suelen ser mayores a una semana.

Gran parte del desabasto de agua en la Ciudad de México en fechas recientes se debe, principalmente, a las sequías que han azotado al país. Es por ello que se espera que este año la Ciudad de México reciba un 24% menos agua que lo que se pudo abastecer en 2019: las tres presas que alimentan al Sistema Cutzamala, están por debajo del 50% de su capacidad. Para hacer la situación aún más crítica, los pronósticos de lluvia para el resto del año informan sobre una disminución en las mismas.

Encuentra más información en: ¿Cuánto tiempo se puede almacenar agua potable y cómo hacerlo correctamente?

Otro de los problemas con los que cuenta el Sistema Cutzamala es el de las fugas de agua. Las fugas son un fenómeno normal en cualquier red de distribución de agua. Basta pensar cuántas veces hemos tenido algún tipo de fuga en nuestra casa. Las fugas suelen ocurrir en las uniones de los tubos. Pero además de las fugas consideradas como “normales”, también hay fugas por alguna rotura en la tubería.  Es por ello que los cortes de agua se realizan no solo para corregir estas fugas, sino también para revisar los puntos débiles para evitar las mismas.

Pero indistintamente de los problemas en los sistemas de abastecimiento y distribución de agua en la Ciudad de México, es un hecho que el agua es un recurso que cada vez es más escaso a nivel mundial. La situación de la Ciudad de México es solo el reflejo de lo que pasa en todo el planeta. Es por ello que cuidar el agua es algo absolutamente necesario e indispensable para contar, en un futuro próximo, con el vital líquido. Para ello se pueden realizar diferentes acciones a poner en práctica desde ya y de esa manera proteger este recurso.

¿Cómo cuidar el agua y tener una reserva?

Una de las maneras en las que podemos cuidar el agua es tomando duchas rápidas. Cinco minutos son suficientes para poder limpiarnos de manera correcta. De igual manera, mientras nos lavamos las manos o nos cepillamos los dientes podemos cerrar el grifo durante el proceso. Aunque no lo parezca, esto ahorra una enorme cantidad de agua. El esperar a lavar ropa a que la carga esté completa también ayuda mucho al ahorro de agua.

Para poder garantizar que en nuestros hogares haya agua, cuando se presenten los cortes en el Sistema Cutzamala, los Tanques de Almacenamiento Rotoplas son la mejor opción en parámetros de calidad, tecnología y precio. La gama de productos Rotoplas se ajusta a cualquiera de las necesidades para almacenar agua en tinacos Rotoplas.

Tinaco Rotoplas

El Tinaco Rotoplas es la manera más eficiente en cuanto a almacenamiento de agua. La versatilidad de sus productos dan un abanico de posibilidades para el usuario. Para hogares pequeños hay tinacos con capacidades de 450 litros y 600 litros para 2 y 3 usuarios respectivamente. El tinaco de 450 litros tiene un diámetro de 0.85 metros y una altura de 0.99 metros. El tinaco de 600 litros tiene un diámetro de 0.97 X 1.12 metros.

Tinaco Rotoplas con accesorios

Para hogares más grandes se puede optar por el Tinaco Rotoplas de 750 litros o el de 1,100 litros. Ambos tienen un diámetro de 1.10 metros pero con una altura de 1.02 metros y 1.40 metros cada uno. Respectivamente, estos tinacos pueden abastecer hogares de 4 y 5 personas. El Tinaco Rotoplas de mayor capacidad es el de 2,500 litros. Este tinaco de 1.55 metros de diámetro por 1.60 metros de alto es ideal para abastecer una vivienda de 10 personas.

Todos los Tinacos Rotoplas están fabricados en polietileno lineal de baja densidad. Al interior están elaborados con una capa antibacterial de tecnología Expel que impide la reproducción de bacterias y hongos y mantiene el agua más limpia. Además, están garantizados de por vida.

Comentarios

Escribe un comentario